Intest

Las intolerancias alimentarias son reacciones adversas del organismo hacia alimentos, causadas por la incapacidad del intestino de digerir o metabolizar ciertos alimentos. Es importante destacar que la respuesta del sistema inmune es muy diferente frente a las intolerancias alimentarias y se diferencia radicalmente de la que tiene lugar en una alergia alimentaria. Otra característica es que pueden ser reversibles.

Se basa en la cuantificación de Inmunoglobulinas de clase G, realizada en este caso mediante la técnica ELISA, detectando cuáles son los alimentos que, al causar intolerancias, pueden estar relacionadas con enfermedades crónicas como la obesidad, síndrome de colon irritable, cefaleas, eczema, acné, etc. La identificación de aquellos alimentos que causan intolerancia permite el diseño de un plan de dieta personalizado capaz de corregir estos problemas y conseguir recuperar la salud y el bienestar personal.Se analizan 184 alimentos de los cuales 12 son aditivos (siendo este análisis el único que incluye este número de aditivos).

Estas reacciones adversas hacia un alimento específico o algún ingrediente, que afectan al 45% de la población, provocando numerosos problemas de salud, como:

  • Obesidad, procesos inflamatorios, fibromialgia, artritis, hipoglucemia, síndrome premenstrual o problemas de sueño.
  • Trastornos gastrointestinales (50%): Síndrome de colon irritable, colitis, estreñimiento, dolores abdominales, enfermedad de Crohn, vómitos, hinchazón, o ciertas enteropatías crónicas.
  • Trastornos dermatológicos (16%): Eczemas, acné, rashes, urticarias, soriasis, picor u otras dermatitis atópicas.
  • Trastornos psicológicos (11%): Ansiedad, letárgica, depresión, fatiga, náuseas, hiperactividad (ésta principalmente en niños).
  • Trastornos respiratorios (10%): Rinitis, asma, dificultad respiratoria. En estos casos se puede solapar con un proceso alérgico.
  • Trastornos neurológicos (10%): Cefaleas, migrañas, mareo, o vértigo.

Las intolerancias alimenticias pueden pasar desapercibidas durante años ya que sus manifestaciones no se suelen relacionar con la alimentación.

Los comentarios están cerrados.